relatos porno
webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Un cambio de vida, sigue la historia (4)





Relato: Un cambio de vida, sigue la historia (4)

Un cambio de vida, sigue la historia IV


Salí profundamente angustiada de la oficina de Fernández,
Llamé por teléfono a casa y le pregunté a la chica si podía quedarse hasta que
viniera mi marido. Necesitaba darme un baño sentía todavía la leche pegajosa en
mis nalgas.


Pero sobretodo me sentía sucia, sentía que estaba atentando
contra algo que había nacido entre Jorge, Ricardo y yo. Me fui al trabajo y
aproveche para bañarme en los vestuarios, además tenía ropa para ponerme. Sentir
el calor del agua me ayudo a reintegrarme, me sentía confundida, pero me
resultaba evidente que había gozado como una cerda lo sucedido en la oficina.
Estaba asustada, pensaba por momentos en Nerea, en Ricardo, en Jorge, las
imágenes se sucedían rápidamente.


Salí del trabajo y camine un rato, sentía la necesidad de
hablar con alguien, en realidad quería hablar con Fernández. Lo llame a su
celular, me preguntó donde estaba y me aseguró que en veinte minutos me pasaba a
buscar. Vi un coche que se detuvo y lo vi asomándose por la ventanilla, me subí
a su lado y me dio un beso profundo, que me puso muy caliente.


En realidad quiero hablar, le dije. Vamos a buscar un lugar
tranquilo dijo el, no me gusta hablar cuando manejo, se bajo el cierre con su
mano derecha y tomándome de la nuca me llevó hacia su pija, que empecé a
degustar lentamente. Así esta muy bien, dijo, lentamente, que me permite
relajarme y manejar más tranquilo. Estuve un largo rato chupandolo y sentí que
el coche se detuvo. Levante la cabeza y vi que estábamos en Palermo al costado
del planetario.


El Sr. Fernández guardo su pija y me miro, la escucho, me
dijo: Bueno, en realidad, me cuesta pensar. Pero me parece que siento que usted
invade mi vida. Estaba organizando mis cosas y de repente todo vuelve a ser un
caos, no se, estoy confundida. Sra. Tense, para mi todo es muy claro. Desde el
primer momento en que la mire Ud. sintió una profunda atracción hacia mi. Yo he
conectado con una parte instintiva suya muy profunda, Ud. dice que siente que la
invado, y si hace memoria se dará cuenta que jamás la he buscado yo. Ud. es
siempre la que viene a buscarme.


Claro una vez que Ud. esta en mi terreno es otra historia.
Creo que por mas que intente Ud. alejarse, jamás lo lograra. Es muy fuerte la
atracción que siente por este costado que siente tan oscuro. Por ejemplo yo le
indique venir a verme el próximo miércoles, pero si Ud. no viniera yo no haría
nada por ir a buscarla, podría Ud. no venir en meses, en años. Pero es Ud. mi
querida amiga, la que necesita vivir lo que vive conmigo. Si yo le ordenara en
este momento que se desnudara y bajara a caminar por el parque así lo haría. No
lo entiende, pero le encanta, no se enrosque demasiado, disfrútelo.


Ahora en este momento Ud. está en el juego, y cada vez que me
busque será así, pero la decisión es únicamente suya. Por supuesto que para mi
es uno de los mayores placeres de mi vida y me encantaría jamás perder esta
situación, pero escapa a mi dominio. Muéstreme su culo..., sepárese las nalgas y
muéstremelo.... quiero ver como le quedo. Me arrodille en el asiento del
acompañante mirando hacia atrás levante la pollera, me baje la tanga y separé
los cachetes como me indico. No le preocupa que la gente que pasa pueda verla?,
no está oscuro aún, o cree que si cierra los ojos los demás no la ven. Me quede
quieta en esa posición y lo sentí acercarse y jugar con su dedo en mi culo. Está
un poquito irritada, pero se lo ve muy bien.


Quédese como está, me indico. Le dio marcha al auto, y lo
llevó hacia debajo de uno de los puentes del ferrocarril mas alejados de la
vista de la gente. Me indicó que me pusiera en la misma posición pero en el
asiento de atrás. Así lo hice pasando entre los asientos vino detrás mío y
bajando solo su cierre empezó a frotar su pija por mi vulva y luego la paseaba
por mi culo. Ud. jamás pensó que esto iba a pasar, me dijo mientras me la
clavaba en el culo, pero es lo que más disfruta en el mundo. Me empezó a coger
duro agarrandome de las caderas. Me la clavo profundo y la dejo un rato.


Luego se salió y me recordó que ya estábamos cerca de la hora
de cenar que preferiría ir a cenar a casa. Se paso al asiento delantero y me
acomode a su lado, Relájeme mientras manejo, me dijo y su pija estaba otra vez
en mi boca, mientras el manejaba destino a casa. Cuando entramos al domicilio,
nos vio Ricardo que se quedo como petrificado, tenía a Nerea en brazos y se
notaba que acababa de bañarla, el Sr. Fernández, le estrecho la mano y le dijo.
Ricardo parece Ud. sorprendido, no esperaba verme.


Mi marido solo le estrecho la mano y sonrió mientras yo me
iba con Nerea hacia el cuarto. Fernández se sentó en el living, mientras mi
marido iba hacia la cocina a servirle algo de beber. Ricardo ha preparado ya la
cena?, todavía no lo hice, Sr. Despreocúpese que ordenamos algo en algún
delivery, que tal unas pizzas, nada complicado. Así lo hizo mi marido, cuando
salí de la habitación de Nerea estaban sentados ambos en el sillón charlando y
bebiendo como si fueran viejos amigos. Sra. Franca, me dijo Fernández, vístase
Ud. para recibir al repartidor nosotros la observaremos desde la habitación,
entreténganos un rato por favor. Me sentí caliente, mi alma decía si a gritos.
Me puse un baby doll con una tanga negra bien metida en el culo. Nada serio por
favor, señora solo caliéntelo un poco por favor, Ud. sabe que no la vamos a
andar regalando por ahí. Me dijo y me sonrió.


Mi marido estaba con la boca abierta como hipnotizado.
Mientras esperábamos Fernández me sentó en su regazo y empezó a comerme la boca
y sobarme las tetas suavemente mientras mi marido permanecía sentado a nuestro
lado sin siquiera mirarnos. Tocaron el timbre me incorpore y ellos se fueron
hacia la habitación que estaba a oscuras. Abrí la puerta y era el muchacho de la
otra vez, lo hice pasar, y me gire otra vez haciendo que buscaba la plata, con
tan mala suerte que se me cayo al piso y me agache a buscarla, dándole un primer
plano de mis cachetes al natural, con la tanga incrustada y también creo que se
notaba que estaba dentro de mi vulva.


Cuando me incorpore el muchacho respiraba con dificultad, se
le notaba un prominente bulto en el pantalón y estaba como petrificado. Acorté
la distancia hacia él y le pregunte te sentís bien. Me miró sin decir nada. Me
acerque un poco más y le agarre el bulto sobre el pantalón. Estas calentito? Te
gusto lo que viste..., seguía sin emitir sonido, sólo se dejaba hacer. Me puse
de rodillas y bajándole el cierre la libere del encierro, en eso sentí que Nerea
lloraba, le guarde la pija en el pantalón, dándome vuelta e incorporándome, le
grite a mi marido, querido fijate que le pasa a la nena que llora. Paso de
nuestra habitación al cuarto de Nerea, el muchacho estaba temblando, cuando mi
marido termino de pasar me puse de nuevo de rodillas y se la saque del pantalón
y me la metí en la boca. Lo pajie un poquito y enseguida me estaba llenando la
boca de leche. Ni bien acabo volvió en si, se subió el cierre y salió disparado
sin agarrar el dinero ni nada, cuando me gire los vi a mi marido y a Fernández
saliendo uno de cada habitación, me acerque a mi marido dándole un beso y
pasándole toda la leche a su boca. Es usted realmente deliciosa dijo Fernández.


Mi marido puso la mesa en el living y cenamos manteniendo una
charla muy amena sobre distintos temas, yo sentía que Fernández se transformaba,
por momentos parecía un caballero muy dulce y por momentos parecía el mismo
demonio, cuando finalizamos de cenar. Fernández dijo que pensaba quedarse a
dormir conmigo, por lo que le sugirió a mi marido acomodarse en el cuarto de
Nerea. Le di un profundo beso a mi marido y salimos abrazados con Fernández al
cuarto matrimonial. Este cerró la puerta del cuarto, y me dijo.


La veo feliz y relajada, me parece que está empezando a
entender. Por toda respuesta me acerque y lo bese profundamente sus manos fueron
derecho a sobarme los cachetes. Me hizo acostar cola arriba en la cama y sentado
sobre mi espalda mirando a mi cola empezó a masajearme con el aceite de mi
marido. Tiene algún objeto que pueda meter en esta culo me pregunto. Le indique
lo que solía usar y salió desnudo hacia el baño a buscarlo. Volvió a su posición
y con sus dedos muy suavemente empezó a lubricarme el culo. Me parece que Cesar
se portó hoy de forma muy obediente, me parece que se merece que lo tengamos en
cuenta, y sentí que me empezaba a coger suavemente con el desodorante, me parece
que si el muchacho es discreto, y no anda por ahí con cuentos, podríamos
invitarlo otro día, le va a encantar volver a cogersela, ¿No le parece?, si...,
si..., siii..., lo que Ud. diga; me seguía cogiendo y me dijo, inclusive con el
tiempo si nos responde bien quizás lo podamos traer a su casa, y sentí que
empezaba un orgasmo descontrolado dentro mío.


Me sentía en manos del mismo demonio y me encantaba. Me
siguió cogiendo un rato mas con el desodorante, luego lo retiro y abrazándome
desde atrás con su pija dura apoyada en mi culo nos dormimos profundamente. Me
desperté y empecé a chuparle la pija muy suavemente aspirando todo su aroma, que
me encantaba, sentía un olor a macho exquisito, lo oí a mi marido en la cocina,
que estaba preparando el desayuno.


Al rato golpeo la puerta y nos dijo que ya estaba listo.
Fuimos a la cocina con Fernández los dos desnudos, él tomo asiento y me sentó
sobre uno de sus muslos. Luego me tomo y poniéndome boca abajo sobre la mesa
separo mis nalgas y empezó a comerme el culo como un desesperado chupaba con
deleite y de a ratos daba lengüetazos en mi concha que me volvían loca, mientras
mi marido terminaba su desayuno, luego se incorporó y me la clavo de una en la
concha y me dio por un largo rato tirandome fuerte de los pelos.


Se salió de dentro mío y le dijo a mi marido que le alcanzara
la manteca, me ordeno apretar la cola y apoyo su pija entre mis cachetes
mientras le pasaba manteca por arriba, ahora aflójese, y me paso el pan de
manteca por el culo, lo dejo sobre la mesa y apoyo la cabeza de su pija en la
puerta de mi culo, se acerco a mi oído y me dijo que no había besado a mi
marido, Querido, le dije, dame unos besitos por favor, en ese momento me la
clavo en el culo, me tomo del pelo, juntándolo bien cerca de la nuca y lo uso
como una rienda, mientras me serruchaba cada vez más duro, me la dejo clavada en
el fondo y yo aproveche para moverme tratando de sentirla lo más posible, luego
me volvió a bombear y la saco, acabándome toda la leche en la puerta de la cola.
Ricardo, le dejo un regalo para que saboree dijo y salió de la cocina hacia el
baño.


Mi marido se puso de rodillas y empezó a limpiar suavemente
la leche con su lengua, estuvo un largo rato limpiándome, luego me incorpore
girándolo, y metiendo mi dedo medio de la mano izquierda en su culo empecé a
pajearlo con la derecha. Te amo mi cerdita, le dije. Te está gustando mucho la
leche, no?, no va siendo hora de que la tomes directo del envase, le dije,
mientras sentía que empezaba a contraerse y le apoye la pija en su panza para
que sintiera su leche, que rica cerdita tengo en casa, le dije.



Comentarios a


PD: Me encanta publicar mis relatos con el mail de mi esposo,
porque el recibe en su oficina montones de mail que me dedican y algunos muy
subidos de tono. a veces los abrimos juntos. "No mando fotos a nadie." No
insistan por favor, que trabaje vuestra imaginación.


Si alguno me quiere escribir sin que lo lea el cornudo mi
dirección es:
POR CUESTIONES DE PRIVACIDAD ESTE EMAIL FUE REMOVIDO


Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 0
Media de votos: 0


Si te gusta la web pulsa +1 y me gusta






Relato: Un cambio de vida, sigue la historia (4)
Leida: 447veces
Tiempo de lectura: 7minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados












relatos eroticos












Webcams Porno Exclusivas


Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com


mamando guevoinfidelidad relatodepilar coñosrelatos la primera ves que me culiaron por mi chorofollando en la despedidarelatos de hermanasporno rastasPapi por que no puedo ser yo tu amante relatos herotikostodo relatos filialrelatos de supositoriosrelato nacida para putearluna lovegood pornmilitares gay follandorelatos porno ancianasembarazada de un viejo relatos eróticostias con tetas enormesrelatos eroticos amigasrelatos porno geyporno gay zoofiliaporno con polla enormeasme de lado el calzon y cojemeporno viudas madurasgitanas madurasrelatos eroticos con mujeres mayoreshttp://bdlol.ru/relato44709_DEL-ODIO-AL-AMOR-HAY-UN-PASO.htmlchicas morbosasporno borrachas violadasme follaronfollando con madurosmadres con tetas grandesporno incestos madurashombres maduros gay follandobaños publicos gayporno gitanosme follo mi madreporno anal con viejassexo telefonico madurasfolla con su hermanoporno de musulmanasporno con enanoschat gay eroticorelatos verderelatos porno fiestagolosas pornochupando pieszona pirno gaytias cachondas pornolos simpsons porno españolfollando con gitanasexo anal maduritasporno maduras con jovenmi sobrinita de 6 relatos pornome folle a mi primitaporno en bosquerelato gay filialporno travestidosrelatos porno fiestarelatos sexo cineporno años setentame folle a mi tíaporno gay hombres madurosruleta pornotrabestis porno gratisputas follabdoabuelas y nietas xxxninas cojiendomaduros japonesesfea pornosexo del guarrotravestis en lanzarotevideo porno electricistarelatos eroticos incestos en familiapajas lentaslesbicos madurasrelato folladarelatos pañalesporn arabirelatos eróticos de incestorelatos porno en el busporno orgasmos femeninosmi mama mecoji borrachoviuda follavideos eroticos de trioschat de amas y sumisossexso en grupopirno madurasstreaptease pornorelatos erotiticosme tire a mi primaporno eroticorompeme el ortoporno en universidadchaperos pornome follo a mi prima tetonaporno gratis rumanoporno mi cuñadaporno travestis españolesporno mujeres 50 añosmi abuelo me masturbasexo lesbico fuerte