relatos porno
webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Solo me gusta en sueños





Relato: Solo me gusta en sueños

Me considero un hombre normal en casi todo, tengo actualmente cuarenta años uso gafas y soy de lo más convencional, soltero aunque tengo relación con muchas amigas, siempre he follado mucho y los circunstancias de la vida han ido convirtiendo en un autentico semental. Si por casualidad algún día estoy sin pareja me consuelo leyendo relatos, mirando clips para posteriormente hacerme pajas en solitario en la cama, acostado boca abajo, restregando mi pene entre mis piernas soñando con húmedas mujeres, hasta que un poco después, ya sudado imagino escenas escatológicas sobre mi, me envuelvo un intenso gusto y suelto unas abundantes corridas en la sabana. Desde temprana edad ya alguna vez, me oriné sin querer en la cama soñando que le tocaba el coño a alguna de mi curso mientras los dos hacíamos unas guarradas inimaginables. De hecho no es una cosa habitual en las parejas, al menos en mi círculo no lo hemos probado nunca. Hace poco tomé la determinación de pedirle relaciones de este tipo a una de mis amigas, la que creía yo le iba a gustar, al menos probar, me llamó guarro y no ha vuelto a hablarme, por lo que decidí que la próxima vez lo probaría con un ligue desconocido.
Conseguí hace poco tiempo un puesto de comercial en una gran empresa en la que mi jefa era una atractiva mujer, llamada Mari. Inicié mi actividad laboral en su despacho y me indicó que cada mañana tendría que acudir a ella para comentar las estrategias de mercado. Pocos días después cuando acudí a ella con intención de comentarla varios asuntos. Al verme me hizo señas con su mano para que pasara mientras con la otra contestaba una llamada. Me invitó a sentarme, se levantó de su sillón y dijo que esperara un momento, pude ver que entraba en la puerta contigua a su despacho, el aseo de señoras.
Me dispuse a esperarla tranquilamente, pero con el silencio de la sección la oí, como soltaba con gran intensidad su meada, me turbó tanto como para salir corriendo al servicio masculino a hacerme una enérgica paja, ante un urinario de esos colgado de la pared. Mari abrió la puerta buscándome, ya viéndome allí y casi pillándome en el momento de mi corrida, se colocó detrás de mí, mostrándose muy seria y tras cerrar la puerta, me comentó el tema de la reunión anterior. Me subí la cremallera y simplemente terminamos la reunión en su despacho. Estaba seguro que antes, cuando había cerrado la puerta del baño estuvo a punto de hacer alguna locura, pero cual.
Aquella noche y muchas más, soñé y me masturbé con ganas pensando en Mari y dedicándola una abundante eyaculación.
Cada día, al llegar al trabajo, iba a su despacho a recoger las tareas del día. Mari, al verme entrar, como parte ya de un protocolo se hacía esperar, se levantaba de su asiento y se dirigía al aseo, echaba su meada y volvía.
Un día me levanté hipnotizado, pero a la entrada del aseo de señoras me paré, Mari viéndome me cogió la mano derecha y casi me arrastró hasta uno de los compartimentos que cerró el pasador y me besó apasionadamente mientras me despojaba de mis pantalones. Después se levantó la falda, no llevaba bragas, se sentó en el inodoro y tomando mi miembro con su mano derecha lo acercó a su boca y la izquierda la postró en su coño hendiendo de arriba abajo. Mari me la movió enérgicamente haciendo breves descansos para poder bajarme toda la piel y contemplarla en todo su esplendor. De repente y con su mirada fija en el pito, cuando sentí un gusto increíble y empecé a echar, en abundantes, espesos y largos chorros, una gran cantidad de leche que fue cayendo en la cara de Mari. Estaba sumamente excitado y Mari bien húmeda. Me propuse satisfacerla, acariciando su raja vaginal metiendo mi mano y hurgarla en el culo con dos dedos, hasta que Mari no se contuvo y empezó a defecar delante de mí. Mientras su mierda se iba depositando en el inodoro, meaba sin parar, me gustaba tocarle y al final conseguí que se corriera en mi mano. Saqué mi mano bastante sucia la olí y la verdad es que mi preferencia fue lavarme con muchísimo jabón, incluso me dio tanto asco como para aquel día no probar bocado.
Mari parecía disfrutar con juegos escatológicos, no había duda de que aquello surgió con naturalidad. No pregunté, recordé lo que me habían dicho unos compañeros de trabajo al respecto y me hubiera gustado obtener más información sobre lo que verdaderamente quería pero sabía que se enfadaría si la hacía determinadas preguntas que pudiera considerar como inapropiadas, por lo que no pregunté. Mi sueldo había aumentado y estaba realizando la fantasía de mis sueños sin tenerla que pedir, aunque aquello no me gustaba en exceso.
Una tarde en el despacho de Mari se hizo pis mientras la sobaba el coño, me gustó verla sentada en su sillón con las piernas abiertas mientras su pis caía al suelo formando un gran charco, logré que me dejara abrir su coño al máximo para ver salir su excepcional meada, no quise perderme ningún detalle de su micción. Cuando terminó me armé de valor y le dije que me hubiera gustado beber de ella. Solo me contestó que, podría haber aprovechado, seguimos la reunión follando tendidos en el sofá del despacho.
Al día siguiente, tras indicarme que estaba a punto de mearse para que me apresurara a despojarla de la braga, me hizo ponerme de rodillas delante de ella y agarrándome con fuerza la cabeza, me apretó contra su coño, la nariz la tenía aprisionada contra sus pelos, abrí la boca para poder respirar y soltó un buen chorro de su copioso pis y debo reconocer que ni el sabor ni la experiencia me agradaron. Me pareció de lo más asqueroso y repugnante pero consiguió que me bebiera su micción.
No me molesté en protestar, aquello me pareció todavía más repugnante que jugar con su caca aquel día en el retrete. Cuando terminó aún con mi cabeza entre sus piernas, le metí mi lengua lo más profunda que pude en el interior buscando el sabor de su flujo vaginal, aquel sabor de coño si que me gustaba. Ella procedió a hacerme una paja muy lenta como queriendo disfrutar durante el mayor tiempo posible de mi polla, para mas tarde entrar mi pito en su peluda entrepierna.
Seguí follando durante un buen rato hasta que estuve totalmente seguro de que Mari había logrado el clímax en un par de ocasiones prácticamente consecutivas y se la solté en copiosos, espesos y largos chorros que recibió entusiasmada. Cuándo la saqué la polla se puso en cuclillas delante de mí y me la chupó con ganas al mismo tiempo que, con las piernas muy abiertas, se hurgaba el coño devolviendo parte de la leche que la había echado dentro. Sentí muchísimo gusto con su mamada y aunque en más de ocasión me pareció que lo iba a lograr por segunda vez, no fue así y Mari, tras dejar de chupármela y alcanzar un nuevo orgasmo mientras restregaba su peluda entrepierna, se empezó a mear abundantemente. Cuándo me percaté de ello me estaba mojando los pies con su pis, me puse en cuclillas delante de ella, la abrí los labios vaginales con mis manos y mirándola a los ojos le dije:-Me gusta follar, mirarte y soñar contigo pero no soporto la escatología, es mi fantasía pero solo en sueños, porqué cuando se convierte en realidad no lo soporto.
En escasas semanas y de común acuerdo, decidimos terminar, abandoné aquel trabajo para hacerme con otro mejor. En mi nueva ocupación laboral tengo dos guapas compañeras, rápidamente me hice con una y la otra sintió envidia de nuestros orgasmos y puso también su coño a mi disposición. Son más jóvenes y agradables que Mari, a la que no tardé en olvidar.

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 0
Media de votos: 0


Si te gusta la web pulsa +1 y me gusta






Relato: Solo me gusta en sueños
Leida: 1195veces
Tiempo de lectura: 1minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados












relatos eroticos












Webcams Porno Exclusivas


Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com


pajero gayel exorcista pornopeluquera cachondatia folladorami suegra me violaporno incesto duromejor mamadafollar con mifolladas despedida de solteraporno lesbico fuertemadre e hija putasmadres follando en la playaprofes cachondasporno vieja gratisRelato este viejo de 50 años me chupa la cuca riconecrofilia pornorelatos eroticos nosotrasfotos porno transexualesjuegos porno doraemonfollo a mi primadespedidas de soltera porno españolasVideos porno cuñada le gusta cuparmelo mi hermana me follozona porno gayshijo oservan mamis desnudafollando a una zorraporno electricistaxexo anal gratispajas con maduraspostales navideñas eroticasfolla amigo hijonieta follando con el abuelofollando en una discoeroticos murciacuentos porno videosrelató pornoEl papá le pone su pene en su hijita en su chuchita en fotos provocativa.comfollando nietami hermana se masturbaRelato este viejo de 50 años me chupa la cuca ricoPorno misrelatos me a echo daño en la rodia y el entrenador abuelas calientesviejas sin bragasmi madre dormidaporno relatos gratisfollar gitanasrelatos eroticos de vozporno duro y salvajepequeñas porncorto gay eroticomihermana esta bien eda y melacojisexo abuelas gratisRelatos eroticos le hago la paja a mi hermano por que tiene la pija grandemujeres borrachas violadasporno anal muy duroporno gratis infielesrelatos eroticos eructos y gordostodo relatoseroticosvideos lesbiscos gratisgay duchassexo gay camionerosanal extremo gaysexo porno violacionrelatos pronorelatos de suegrasexo gay con madurosrelatos de manoseossalvajes xxxvecinita xxxzoofilica xxxabuelas follanofollando ami madreporno indiomaduritas eroticasdespedidas solteras xxxfotos negros follandodespedida de soltero pornovibrador gayporno verdaderorelatos eroticos porno de casadas pajandome con su ropa interiorporno con enanosht tp://adf. ly /c2bIZvideo de masturbandome mi polla lechialluvia pornorelatos lesbicos pornoel butanero pornoporno de enanas gratisreto pornosexo con madurastias follandos