relatos porno
webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Me excita tanto mi anciano vecino





Relato: Me excita tanto mi anciano vecino

Soy Cristina, tengo 34 años mido 1.75 m peso 70 kg soy de piel blanca pero mis ojos son negros y mi pelo es negro, lacio y largo hasta la altura de mis senos. No se porqué pero me fascinan los ancianos, me excita muchísimo estar con un hombre de más de 60 años de edad y saber que yo puedo excitarlo y encenderlo. Justo frente a mi casa vive un matrimonio de ancianos, ella tiene 64 años y él 67, se llama Bernardo, pero su esposa y yo le decimos Berna. Él está todo el día solo pues su esposa trabaja muy lejos y sale muy temprano y regresa muy tarde. Como nos llevamos muy bien me tienen mucha confianza y Olga (su esposa) me dio llaves de su casa. Un día vi desde mi ventana que Berna bajaba a su jardín en puros calzones, así es que me dispuse a ir a su casa, yo llevaba una minifalda de mezclilla cortita a medio muslo, una blusa de botones al frente sin mangas, unas sandalias de tacón alto de aguja de 12 cm y andaba sin medias, traía mi pelo suelto. Como tengo llaves de la casa entré y me dirigí al jardín, vi a Berna en la parte del jardín que queda oculta de cualquier mirada exterior, tendido en el pasto boca arriba, tenía los ojos cerrados, yo me emocioné enseguida y sin hacer ruido me paré arriba de él con mis piernas abiertas de modo que la cara de Berna quedara exactamente entre mis piernas y debajo de mi falda. Ya en esa posición le hablé y Berna abrió los ojos, cuando vio que estaba entre mis piernas buscó mi cara y yo le sonreí, le pregunté si le gustaba lo que estaba viendo y él me contestó que si, que mis piernas eran muy bonitas, puso entonces sus manos en los dedos de mis pies y comenzó a deslizarlas hacia arriba acariciando mis piernas en toda su longitud, sentí como sus manos pasaban por mis pantorrillas, mis rodillas, mis muslos y llegaban hasta mi panocha, me sentí muy excitada y suspiré de placer, Berna me preguntó ¿te gusta? y yo le contesté que si, entonces me pidió me diera media vuelta, yo obedecí y sentí las manos de Berna en mis talones y como subían por mis piernas acariciándolas por atrás hasta llegar a mis nalgas, Berna me dijo "Cristinita que hermosas piernas tienes, están muy bonitas y muy suavecitas" y siguió acariciándolas un rato más. Después se sentó en el pasto y manteniéndose entre mis piernas y debajo de mi falda pegó su boca a mi panocha y comenzó a lamerla mientras sus manos me seguían acariciando las piernas. Luego se puso de pie y se paró atrás de mi recargándome su verga entre mis nalgas, sentí como su órgano que ya estaba duro se apretaba en mi culo y como sus manos primero acariciaban mis piernas y luego apretaban y estrujaban mis senos. Se volvió a sentar en el pasto y me bajó las pantaletas, me tendió en el pasto boca arriba y me abrió las piernas, me levantó la minifalda hasta arriba y quitándose sus calzones se acomodó entre mis piernas y sin pensarlo me ensartó con su verga enterrándomela toda en mi panocha, sentí como su verga se frotaba fuertemente dentro de mi agujero y escuchaba como Berna jadeaba y bufaba, ¡ah que rico me estaba cogiendo ese anciano de 67 años! Mientras me cogía me dijo que siempre me había deseado y llevaba mucho tiempo sintiendo ganas de meterme su verga en mi pepa, yo le dije que a mi él me gustaba mucho y me sentía muy feliz con su verga toda dentro de mi panocha, él me besó en la boca introduciendo su lengua hasta mi garganta y luego me besuqueó y me chupeteó mi cuello, así estuvo largo rato hasta que por fin su verga me arrojó varios chorros de semen hirviendo dentro de mi agujero, sentí como su semen me quemaba pero ¡que rico se estaba viniendo dentro de mi, como me inundaba mi panocha con su líquido espeso y caliente! Después de esa cogida nos prometimos que a partir de esa ocasión, íbamos a ser amantes. Él me pidió que yo siempre me vistiera así como iba ese día pues me dijo mis piernas lo vuelven loco y lo hacen desearme mucho y además le encanta mirar por debajo de mi falda y ver mis pantaletas, yo por supuesto lo complací y siempre me visto con las faldas muy cortas, con los zapatos abiertos de tacón muy alto y siempre ando sin medias. Yo le pedí que después de cogerme a su entero gusto y venirse dentro de mi panocha, me dejara mamarle su verga hasta hacerlo venirse dentro de mi boca y poder así tragarme su semen blanco, espeso y caliente que tanto me gusta, le dije que quería sentirlo llenando mi boca y escurriendo por mi garganta y tragármelo todo, él por supuesto me dijo que si, así es que en cada cogida que Berna me da, me llena primero mi panocha con su semen caliente y luego me inunda mi boca saturando mi garganta hasta que logro tragarme todo el semen que sale por su verga. Si su esposa supiera lo macho que es todavía el anciano esposo que tiene y como lo disfruto yo, en realidad Olga ya no puede darle lo que le doy yo pues está muy viejita, ni modo así es la vida, a Berna le encanta la carne joven y fresca y yo la tengo de sobra para dársela.

Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 5
Media de votos: 8.80


Si te gusta la web pulsa +1 y me gusta






Relato: Me excita tanto mi anciano vecino
Leida: 4344veces
Tiempo de lectura: 5minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Encuestas

Afiliados












relatos eroticos












Webcams Porno Exclusivas


Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com


fotos casadas infielesrelatos eroticos mi esposo y su amigointercambio de matrimonios madurosdespedidas porno gratisestiloswingerancianas ardientesrelatos eroticos de masturbacionporno mmadurastia follandofotos etoticasporno con juegoshijas follando a sus padresrelatos homosexualesporno con viejos verdesprimer anal de mi noviaponme cachondomadura pajasporno de venezuelaporno gratis bixesualporno bingomasturbacion anal masculina[email protected]pollas negraabuelas haciendo pajasdespedidas de solteras muy calientesporno gay triossexso con abuelasincesto pornorelatos eroticos excitantessexo gratis pastelerasfotos porno muy zorrassexo relatos gaytravesti se folla a mujerbaños publicos gayrelatos eroticos con mi amigarelatos.me ensartaron al lado de mi marido dormidofollo a mi cuñadamadre duchacaminando sin bragasclitori grandedespedida solteras pornomadura maduro pornoporno con la familiaportales eroticosporno de mujeres embarazadassexo en un cine pornomaduros vergonestias follando a sobrinosincestos abuelos y nietassexo porno violacionesporno relatos mi hija y yo sumisas del jefemarido cornudo pornosexo anal con abuelasver porno incesto gratisvideos eroticos españoles gratissexo gay en el metrotrelatos eroticosporno chinasgay violacionfolladas dormidasrelatos eroticos madre e hijorelatos sexiporo gaylas abuelas tambien follanporno despedidas de solteratetas relatosporno gratis bisexualesabuelo xxxrelatos eroticos novedadesrelatos viejos verdesporno con animalistravesti desnudoscuras follando con monjasuniversitarias guarrasporno viejas viciosasrelatos con mi sobrinitael hombre invisible pornoviejo folla viejajoven follando abuelarelatos eroticos parejasrelatos polla coño. papime corro en tu bocasexo en la calle xxxporno musculososmadres guarrasviudas follando gratisrelatos excitantesdominacion porno