webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
- 19 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
- 22 anos


Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
- Edad 19


Conexion desde su casa
"Imagen real"
Click to Download this video!


Relato: Caballeros del Zodiaco (Por salvar a Pegaso)



Relato: Caballeros del Zodiaco (Por salvar a Pegaso)

Los cálidos rayos del sol
entraban por los amplios ventanales del hospital de la fundación
Kido, propiedad de Sahori Kido la encarnación de Atena , en su interior
un grupo de jóvenes, los llamados caballeros del zodiaco, se recuperaban
después de librar la terrible batalla de las doce casas. Todos ellos
habían sido sometidos a diversos tratamientos médicos y gracias
a su extraordinaria condición física comenzaban a dar muestras
de alivio, pero Seiya "el caballero Pegaso" se encontraba en
una situación distinta, no solo a causa de las heridas que Saga
le había provocado, en extremo delicadas, además se encontraba
exhausto a causa del brutal esfuerzo mediante el cual logro derrotar al
maligno caballero dorado. Como consecuencia Saiya habían caído
en un coma profundo.



Los doctores habían hecho
ya todo lo posible y solo les quedaba esperar el desarrollo de los acontecimientos.
Más esa tarde uno de los compañeros de Saiya, Shyru "el
caballero del Dragón", obtuvo a través de Sahori el
permiso del medico encargado para visitar a su amigo. Silenciosamente entró
al cuarto privado y se acerco a la cama donde Saiya permanecía acostado.
Por un momento lo contemplo y finalmente le hablo.



-Saiya por favor perdóname.-
No hubo respuesta.- Perdóname por no haberte ayudado más,
es verdad que al final todos juntamos nuestros cosmos para derrotar a Saga,
pero fuiste tú quien dio más que ningún otro, solo
tú tuviste la fuerza para luchar hasta el fin y ahora la muerte
quiere cobrarte el precio de tu hazaña. ¡ Pero yo no lo permitiré!.
Hace mucho tiempo cuando estudie en China mi maestro me hablo de una forma
de curación más allá de la medicina física,
pero temo que nadie, ni siquiera Sahori entendería lo que debo hacer.
Tú has salvado a nuestra diosa y al mundo, ahora es justo salvarte
a ti.



Sin decir más Shyru comenzó
a despojarse de la pijama que cubría su cuerpo, lentamente desabotono
la camisa dejando al descubierto su torso musculoso pero a la vez delicado
y suavemente, acaso por ser lampiño, después se despojo de
sus sandalias de goma y finalmente se saco los pantalones, dejando al desnudo
sus bien torneadas piernas masculinas y su pene de buen tamaño pese
a estar flácido y colgando. Sin hacer ruido se acerco a la cama
y concentrándose elevó un poco su cosmoenergía, no
como lo hacía para las batallas, sino con una delicadeza extrema,
haciendo que su cuerpo despidiera un suave y reconfortante calor. Acto
seguido retiró la sabana y la bata de hospital que cubrían
el cuerpo de su amigo. Por un momento Shyru se quedó anonadado contemplando
la figura desnuda de Saiya, recordo que en una ocasión su amiga
Shun-rei le había comentado que las chicas de las aldeas cercanas
a la Cascada de Rosan, hogar de su maestro, comentaban que no había
un muchacho más hermoso que él. Ahora que contemplaba la
belleza masculina de Saiya estaba seguro de que ellas no sabían
de lo que estaban hablando.



Sin embargo, no todo era belleza
en aquel cuerpo desnudo, ahí también estaban las huellas
de la terrible batalla que casi los había destruido, moretones que
cubrían casi cada centímetro de la piel, vendajes que intentaban
aliviar los huesos rotos en su pecho y en su pierna izquierda. En un momento
recordó aquel nefasto día en que ambos combatieron en el
llamado "torneo de los caballeros" antes de que se les revelara
cuál era su verdadera misión. Ahora aquel combate le perecía
una abominable equivocación, que estaba dispuesto a corregir ese
día.



Shyru concentró su energía
en sus manos y comenzó a deslizarlas sobre el cuerpo inerte de Saiya,
mientras lo hacía sentía como un extraño y cálido
sentimiento nacía en su corazón, cuando tomó la cabeza
de Saiya entre sus manos se inclinó y comenzó a besar sus
mejillas, su frente y su barbilla.



-Oh Saiya... todo lo que hago lo
hago por ti y para ti. Por favor alíviate Saiya.- Sus labios se
unieron con los de su amigo y su lengua comenzó a luchar por abrirse
paso entre los dientes blancos, finalmente optó por levantar un
poco la cabeza para que la mandíbula se aflojara, así pudo
tocar la suave lengua de Saiya, la cual se le antojó moldeable y
deliciosa. Extasiado cerró los ojos y por un momento dejó
que sus sentimientos lo dominaran, dándose cuenta entonces de que
amaba a su compañero de armas más allá de lo que nunca
había amado a nadie.



Más al abrir los ojos y separar
su boca de la de Saiya una gran tristeza lo embargó al darse cuenta
de que su amado seguía hundido en aquel sueño profundo. Delicadamente
soltó su cabeza y comenzó a recorrer su cuerpo con sus labios
al tiempo que sus manos acariciaban cada palmo de piel desnuda. Así
recorrió el cuello y los hombros, después se deslizó
por el herido tórax donde los vendajes sólo le permitían
tocar el nacimiento de los negros pezones, tocó el tuno al plano
abdomen que fue acariciado e incluso mordido suavemente. Shyru aspiraba
fuertemente el agradable olor de aquella piel cálida. Sus manos
comenzaron entonces a acariciar las fuertes piernas del caballero pegaso,
al tiempo su boca succionaba los testículos de su amante dormido,
jalando delicadamente la piel para luego meterlos completamente en su boca,
como si se tratara de algún fruto exquisito.



De pronto Shyru sintió que
algo se había movido y abandonando su deleite se incorporó
un poco para ver directamente el rostro de su amado.



-¿Saiya?- No hubo respuesta.
El rostro del Caballero Pegaso seguía sin dar signos de conciencia.
Un poco desalentado Shyru reanudó su labor, esta vez fue directamente
sobre el gran falo y sin dudar un instante lo introdujo en su boca para
succionarlo con verdadero placer, entonces Shyru sintió con alegría
como el miembro de Saiya comenzaba a responder a sus caricias, animado
por ese descubrimiento comenzó a sacar el falo de su boca casi hasta
la punta, la cual lamía, para luego introducirlo casi hasta su raíz
dentro de su boca. Cuando el pene de Saiya estuvo totalmente erecto Shyru
lo tomó en su mano para masajearlo mientras sus labios volvía
a recorrer la piel cálida en dirección al rostro; donde volvió
a besar las mejillas para luego apoderarse con fuerza de los pálidos
labios.



Shyru sentía correr por su
cuerpo un fuego nuevo, más grande que su energía cósmica,
más grande que todo lo que hasta ese momento había conocido.



-Saiya...Saiya... por favor alíviate
para que pueda decirte cuánto te amo.- Excitado por sus propias
palabras Shyru, muy cuidadosamente, subió a la cama y se encaramó
sobre Pegaso, deslizó su mano por entre sus piernas para tomar el
miembro y colocarlo justo a la entrada de su ano, aspiró profundamente
y sin dudar se dejo caer poco a poco; deleitándose con cada centímetro
que entraba en él, la tarea resulto fácil gracias a que el
falo estaba cubierto por la saliva del mismo Shyru. Aun así su esfínter
ofrecía cierta resistencia lo cual provocaba que sus músculos
se contrajeran con cada centímetro de carne que penetraba en su
intimidad.



Cuando todo el pene de Saiya estuvo
alojado en el recto de Shyru éste comenzó a moverse, primero
rotativamente, después para arriba y para abajo "mordiendo"
con su recto toda la longitud del falo haciéndolo disfrutar como
nunca antes lo había hecho. Loco de placer Shyru tomó los
brazos lánguidos de Saiya para colocar sus manos sobre su propio
pecho, frotándolas contra sus tetillas, deslizándolas por
sus costados y colocándolas sobre su propio miembro que para ese
momento también estaba erecto y duro como una roca. Finalmente el
movimiento se fue volviendo cada vez más intenso, al sentir que
el momento se acercaba Shyru soltó las manos de Saiya y reclinándose
sobre él lo besó con todas las fuerzas de su amor naciente.
Así cuando Shyru sintió correr en sus entrañas el
semen ardiente de su amado él también se vino a raudales
mojando todo el vientre de su compañero de armas.



Con un supremo esfuerzo Shyru evitó
que el peso de su cuerpo cayera sobre el herido, y con cuidado se recostó
a su lado sin dejar de besarlo. Con gran ternura y tratando de no lastimarlo
lo atrajo hacia sí, sólo para descubrir con tristeza que
seguía sin dar muestras de recobrarse. Los ojos del Dragón
se llenaron de lagrimas amargas y con voz quebrada imploró.



- Por favor Saiya responde. ¡responde!.-
Al no obtener respuesta dejó que las lagrimas corrieran por sus
mejillas. En ese momento ocurrió algo muy extraño, el cuerpo
de Saiya giró totalmente quedando sobre el cuerpo del caballero
Dragón. -¿ Saiya?- Ninguna respuesta. Shyru estaba desconcertado,
pero en un instante sintió algo que le indicó lo que pasaba.
-Entiendo. - Sin decir más volvió a su tarea de curación.



A pesar de haberse corrido como
un animal el sólo hecho de tener sobre su cuerpo a Saiya lo excitó
lo suficiente para tener una nueva erección, por unos instantes
Shyru besó los labios de su amante, al tiempo que tallaba su miembro
contra el vientre húmedo del caballero Pegaso, lubricándolo
así con su propio esperma. Después llevó sus manos
fuertes hasta las caderas de Saiya a fin de empujarlo un poco hacia arriba,
de modo que su falo quedara justo a la altura del ano. Entonces frotó
su pene para asegurarse que estaba perfectamente lubricado y lo colocó
junto a la entrada de aquel pequeño orificio, con ambas manos separó
las nalgas y empujó un poco, luego colocó las manos sobre
las caderas de Pegaso y volvió a empujar con mayor fuerza; claramente
sintió como su miembro iba desflorando aquella apertura virgen hasta
ese momento, la estrechez de aquel conducto hizo que Shyru se olvidara
de todo, en su mente no existía otra cosa que su pene corriendo
libremente por aquel conducto, uniéndolo con el ser que amaba más
que a su vida.



-¡SAIYA!... ¡SAIYA!....
¡TE AMO!... ¡TE AMO!... ¡Y SIEMPRE TE AMARÉ!...Aaaaaggghhhh.-
Las embestidas del Dragón se hicieron cada vez más intensas
hasta que al fin se vacío dentro de Saiya, lo hizo con tal fuerza
que por un momento creyó que la vida misma salía de su cuerpo
para entrar al de su amante. La inconsciencia se apoderó de él
y se quedó dormido. Al despertar empujó suavemente el cuerpo
de Saiya colocándolo en la misma posición que estaba cuando
él entró. Con toda calma bajó de la cama y se vistió,
con rapidez limpió toda evidencia de lo que ahí había
ocurrido. -Te amo Saiya- sin decir más salió de la habitación.



El sonido de la cerradura aún
se escuchaba cuando Saiya abrió los ojos y volviendo la cabeza murmuró.-
Yo también te amo Dragón Shyru.- Con una sonrisa en los labios
volvió a dormir, sólo que ahora estaba seguro de que despertaría
más tarde.



Mientras tanto, en la gran mansión
de los Kido, una esbelta figura permanecía inmóvil en una
de las amplias terrazas contemplando el horizonte, sus hermosos ojos estaba
llenos de lagrimas y su cuerpo temblaba sacudido por una extraña
mezcla de emociones. Por una parte estaba feliz por haber ayudado a salvar
la vida de su más leal caballero. Pero por otra parte, un gran dolor
la sacudía al pensar que había perdido el corazón
del noble guerrero. Por primera vez desde que tuvo conciencia de su condición
de diosa Sahori sintió un peso enorme sobre sus bellos hombros.



FIN.



Autor "El monje".




Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .



Número de votos: 1
Media de votos: 10.00


Relato: Caballeros del Zodiaco (Por salvar a Pegaso)
Leida: 20273veces
Tiempo de lectura: 8minuto/s





Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes



Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados



telatos porno incesto























Webcams Chicas de meha-sandal.ru
Todo sobre acuarios
Si te gustan los acuarios, suscribete a neustro canal de youtube !!!
Pulsa aqui abajo .



Datos Legales de acuerdo con las leyes españolas LSSI e internacionales 18 U.S.C. 2257

Portal de contenido adulto administrado por :

Principal | Libro de Visitas | Contáctanos | Envia tu relato | Mis Relatos Porno.com



mujeres cagando y follandorelatos maduras follandoculito rotoplayas nudistas pornoconsoladores anales caserosrelatos sweroticas lesbianashistorias porno realesrelatos erpticos spbrinp bdporno amater chilenointercambios pornoabuelas guarrasculito desnudofollada viejolo hice con mi madreporno en las playasfollandome al fontanerosexo gratis eyaculacion femeninaabuelitas calientessexo muy madurasrelatos erotico me coji amamagordos y peludosabuelas sexo gratistias con las tetas grandesporno cortos gratisplaya porno gaypórnogratisrelatos porno en la piscinarelatos rroticosmujeres maduras muy guarrashistorias sexo gayrelatos heroticos de madurasel marquezerelatos heroticos incestorelatos gay dame tu leche papaesposas insatisfechashistorias con madurosrelatos eroticos verdestrios bisexualesrelato erotico la comadre de puebla ea bien putael abuelo me follaporno de abuelas cachondasmi primer consoladortrios relatosrelatos marqueze incestotodorelaosviolando a mi tiaporno inceptofollo con papamejores trios pornoimagenes porno lesbicasvideos pornos gitanasmi mujer sin bragasrelato xxxgays violadosrelato porno de la pequeña kendrita 3 partevideos de relatos pornosexo lesbico fuertesexo lesbivovideos porno gratis lesvicosrelatos de forzadasrelatos me cogi a mi novia por su culomasturbaciones de hombresmamas e hijos xxxmonjas jodiendoporno gay sacerdoteshermafroditas pornozipi y zape pornoporno llorandomadre follando amigoporno gay en publicolectura pornorelatos gay marquezetu primera mamadaporno con perros gratiscuarteto de lesbianasporn secretariatocame el culoporno del fuertemadres calientes gratisrelatos sexualidadfollar salamancaRELATOS MIS PADRES ME TRAJERON UNA SEÑORA PARA SEXOfollo ami madreporno con transexualesfotos porno bisexualesaprendiendo a masturbarsela nieta se folla al abuelosexo lesvico gratisporno felaciones